Masa Crítica

La Masa Crítica es un acto público que se desarrolla en multitud de países del mundo y consiste en dar paseo en bici por la ciudad. Es de carácter mensual y todo el mundo está invitado a participar.

Normalmente se celebra el último viernes de cada mes junto a la diputación o ayuntamiento, en Bilbao lo hemos cambiado al Jueves, para facilitar la asistencia de la gente que se marcha fuera el fin de semana; Se celebra en todas las ciudades del mundo y su propósito no es usualmente formalizado más allá del simple hecho de la reunión en un lugar y tiempo establecido y viajar en grupo por las calles de la ciudad. Al ser un grupo grande el “apoderamiento” de las calles y el peso de los ciclistas frente al tráfico notable. Es la magia de la masa crítica. Ser muchos.

Su finalidad es hacerse ver en la ciudad, reivindicar una ciudad diferente, más amable, más verde. Donde la bicicleta y las personas tengan un lugar en la calzada y más peso en la ciudad.

Las Masas críticas sin embargo, deben ser vistos como “celebraciones”* y encuentros espontáneos, y no como protestas o manifestaciones organizadas. Esta posición permite a la masa crítica  argumentar una posición legal de que sus eventos pueden llevarse a cabo sin la notificación previa de la policía local. Normalmente un reunión o “manifestación” necesita de los permisos del ayuntamiento y autoridades, en este caso es un encuentro espontáneo.

*Usa a bici todo los días, celebralo una vez al mes

Las primeras masas críticas con cientos de participantes se llevaron a cabo en Estocolmo, Suecia, en primavera de 1973.

7306-Cykeldem-26

http://www.alternativstad.nu/Dokument/cyklister-i-storsthlm.html

Posteriormente a principios de los 90 se extendió a ciudades estadounidenses, como San Franciso, Porland, Seattle, Chicago o New York.

El origen del nombre, mezcla su nombre original (de la cantidad de plutonio necesaria para que la reacción atómica se lleve a cabo), con la cantidad de ciclistas necesarios para hacerse ver y tener peso en el tráfico. Esto se lleva haciendo en los cruces de grandes urbes en China e India, donde los ciclistas se reúnen hasta formar un grupo compacto antes de lanzare a cruzar la calzada. En parte es lo mismo, reuniones esporádicas y espontáneas para reclamar el espacio de la bicicleta en la calles. Una forma segura de moverse por las avenidas de manera relajada sin el acoso del tráfico.

El término también está relacionado con teorías sociales que dicen que una revolución social es factible cuando se alcanza una cierta cantidad, una «masa crítica», de apoyo popular.

“Masa crítica es en sociología una cantidad mínima de personas necesarias para que un fenómeno concreto tenga lugar. Así, el fenómeno adquiere una dinámica propia que le permite sostenerse y crecer. Esta teoría es un paralelismo con el mismo concepto en física.

Un ejemplo simple puede ser, pongamos, en una gran ciudad. Cuando una persona se para en la calle y mira hacia el cielo, no pasará nada. La gente continuará su camino ignorándolo. Cuando tres personas se paran y miran al cielo, quizá algunas personas se den la vuelta para a continuación seguir andando. Pero sólo se necesita un pequeño número (que depende de la cultura, la hora, el ancho de la calle y otros factores) de personas necesarias —digamos, 5 ó 7— para hacer que los otros se paren y miren hacia el cielo también. Este número se llama “masa crítica”.

El concepto tiene numerosas aplicaciones en diversos contextos, entre ellos política, dinámica de grupos, publicidad y marketing (por ejemplo el marketing viral), opinión pública y moda.”

Por ello para lograrlo necesitamos ser muchos! Anímate a participar!

En Abril de 2009, en Budapest, llegaron a ser 80.000

Hungry

Anuncios